Blogs e Innovación metodológica

BLOGS EDUCATIVOS

Educación Infantil

Infantil 3 años

Infantil 4 años

Infantil 5 años

 

Departamento de Orientación

 

Educación Primaria

1º de Primaria

2º de Primaria

3º de Primaria

4º de Primaria

5º de Primaria

6º de Primaria

Departamento de Orientación

 

Educación Secundaria

1º de E.S.O.

2º de E.S.O.

3º de E.S.O.

4º de E.S.O.

 

Departamento de Orientación

APRENDIZAJE COOPERATIVO

Como todos ya sabéis el aprendizaje cooperativo (AC), es nuestro baluarte, es una metodología de enseñanza y aprendizaje que fomenta el trabajo en grupo basado en la construcción colectiva de conocimientos y, que permite construir juntos, aprender juntos, cambiar juntos, mejorar juntos. Este estilo metodológico requiere un cambio, implica una gestión del aula distinta, que aúne estructuras donde el alumno sea el verdadero protagonista de su aprendizaje.

Incluye diversas y numerosas técnicas en las que los alumnos trabajan conjuntamente para lograr determinados objetivos comunes de los que son responsables todos los miembros del equipo.

El aprendizaje cooperativo constituye una opción metodológica que valora positivamente la diversidad. La mejor forma de impulsar este estilo metodológico es mirando nuestras aulas como verdaderos lugares de convivencia. Lugares donde el aprender y el vivir sean lo mismo, donde las experiencias personales sean valoradas, donde podamos utilizar tanto el potencial individual que hay en cada alumno como el grupal, con el fin de crear continuos espacios de reflexión, interacción simultánea y participación equitativa.

En definitiva, en nuestro colegio no pretendemos solamente enseñar conceptos, sino también queremos favorecer la llamada “transferencia del aprendizaje”, es decir, que los conocimientos adquiridos en el colegio pueda ser útiles en otras situaciones de la vida. Reconocemos así, el protagonismo del alumno, él es el que debe trabajar, participar, dialogar, interactuar en el aula y no permanecer la mayoría de la sesión escuchando y escribiendo. De ahí que el papel del profesor sea fundamental, ya que debe motivar, observar y utilizar su talento para generar espacios dentro de las aulas con el objetivo de minimizar sus exposiciones y aumentar el protagonismo de los alumnos. Uno de esos espacios lo hemos denominado ZdA (Zona de Atención), este espacio nos permite:

– Estar mas cerca del alumno.

– Ofrecer un espacio al alumno donde trabajar (exposición de tareas, elaboración de proyectos, esquemas…)

– Una alternativa para organizar al alumnado de manera distinta ante una explicación.

– Un espacio distinto para improvisar, crear expectación y cambiar la rutina.

APRENDIZAJE BASADO EN PROBLEMAS-PROYECTOS

Este tipo de aprendizaje fomenta y promueve el aprendizaje proactivo donde el alumno en este caso asume el control de su conducta de modo activo, lo que implica la toma de iniciativa en el desarrollo de acciones creativas y audaces para generar mejoras en su aprendizaje y en el del resto de sus compañeros, haciendo prevalecer la libertad de elección, asumiendo la responsabilidad de hacer que las cosas sucedan, decidiendo en cada momento lo que queremos hacer y cómo lo vamos a hacer.

El ABP es una actividad grupal donde el alumno aprende con libertad a través del diálogo, la cooperación y la investigación otros contenidos que no hemos explorado con anterioridad.El papel del profesor es guiar, orientar, motivar sus aprendizajes y ser moderador en cada una de las dinámicas grupales.

Esta línea metodológica lleva consigo un proceso que debemos tener presente:

– Clarificar el trabajo o proyecto.

– Saber y expresar lo que sabemos y lo que no sabemos a través de una lluvia de ideas.

– Dialogar y discutir para categorizar esas ideas. En este punto todos los integrantes del equipo deben participar expresando sus puntos de vista y apuntando las ideas que se van exponiendo.

– Definir lo que queremos saber, hacia donde queremos ir, aún sabiendo que posiblemente desconozcamos nuestro punto de llegada.

– Asignar la tarea que cada integrante del grupo debe realzar.

-Buscar la información, fomentando así la interdependencia positiva y la responsabilidad individual, dos pilares básicos del aprendizaje cooperativo.

– Compartir los resultados, espacio necesario para desarrollar habilidades como: la escucha activa, pensamiento crítico, toma de acuerdos, distintos puntos de vista…

 

La organización puede ser la misma que los equipos de base o se pueden organizar mediante equipos esporádicos. Está será una forma más de evaluar tanto los conocimientos como sus habilidades cooperativas. Sería aconsejable seguir respetando los roles del AC.

Es recomendable delimitar el número de sesiones que se van a utilizar para preparar el proyecto, por ejemplo tres sesiones en clase y seis fuera, en casa. Por último cada grupo dispondrá de 10 minutos para presentar su trabajo sabiendo que como mínimo deberán utilizar un ppt y una maqueta o invento. Siempre debemos seguir el mismo proceso de actuación a la hora de llevar a cabo una sesión de ABP:

1. Comienza la clase con un resumen de la clase anterior.

2. Cada alumno expone sus investigaciones.

3. El resto del equipo aprende y poco a poco van compartiendo sus hallazgos.

4. Entre todos completan la ficha de trabajo y se la hacen llegar al profesor. (Ver ficha de trabajo)

5. El profesor retroalimenta y evalúa